Concha, Andrés de (Sevilla 1568- México 1612).

Se trata uno de los artistas más polifacético y prolífico de México en las décadas de transición entre los siglos XVI y XVII. Concha se había formado en los talleres de su ciudad natal, teniendo como maestro probablemente a Luis de Vargas. Esta formación le permitió acumular una gran experiencia en el campo artístico, desarrollando todo su potencial al pasar a Nueva España, hecho que aconteció en 1568, alcanzando una gran fama.

Su viaje a México se produce tras firmar un contrato por el que se le encargaba la realización de un retablo con destino a un templo en Yanhuitlán (Oaxaca), de donde era encomendero Gonzalo de las Casas, contratante, y que aun se conserva. A su llegada también se hará cargo de la realización del retablo mayor y de algunos colaterales de la catedral oaxaqueña. Tras su establecimiento en la capital mexicana inicia una estrecha colaboración con Simón Pereyns que durará varios años y con quien realiza entre otros el retablo de Huejotzingo (Puebla).

De su producción destacaremos la realización de los retablos de Oaxaca, Coixtlahuaca, Yanhuitlán, Achiutla y Tamazulapam, entre 1576 y 1587. De este último solo se conservan los lienzos de la Anunciación, el Nacimiento de Jesús, la Adoración de los Magos y la Circuncisión del Niño Jesús.Otras de sus obras más interesantes son Santa Cecilia, la Sagrada Familia con San Juanito y al Martirio de San Lorenzo, conservadas en el Museo Nacional de Arte de México.

Foto – Andrés de Concha. Retablo Mayor. Templo Parroquial de Santa María la Natividad. Villa de Tamazulapam del Progreso. Oaxaca. México. 1587.